Errores que debéis evitar al comprar las alianzas de boda

Resumen
Uno de los asuntos básicos del gran día es adquirir las alianzas de matrimonio, pues son unas joyas que, además de ser símbolo del amor que sentís, os van a acompañar siempre. Conscientes de la importancia, los expertos profesionales de serranojoyeros.es nos dan algunos consejos:
Artículo Completo

Uno de los asuntos básicos del gran día es adquirir las alianzas de matrimonio, pues son unas joyas que, además de ser símbolo del amor que sentís, os van a acompañar siempre. Conscientes de la importancia, los expertos profesionales de serranojoyeros.es nos dan algunos consejos:

Darse prisa en buscar

Pese a que haya mucho lío en la organización del enlace, lo normal es que entre 7 y 9 meses antes del día más importante comencéis a mirar anillos de boda. De esta forma se va a poder definir el estilo que más os guste y que cuando haya que elegir vais a tener las ideas más claras. Recomendamos el encargo de las alianzas y la inscripción de las mismas en los dos o tres meses antes de que paséis por el altar.

Dejarse guiar por el anillo de pedida

No hace falta que la alianza de boda vaya a ser de idéntico color ni del material que el anillo de compromiso, por lo que cuando haya que elegir, lo mejor es guiarse solo por los gustos a nivel personal. En la boda hay que ir conjuntando multitud de cosas, pero para las alianzas no hará falta.

Escoger unas alianzas iguales

Lo mismo que el punto anterior, hay que pensar que la pareja de las alianzas de boda no deben ser las mismas. Al elegirlas, es necesario poder depender de nuestros gustos y deberán ser unas piezas con una mayor o menor personalización.

Equivocarse en el dedo

Piensa que se deben colocar siempre en un dedo anular. Así es como lo dice la tradición.

No medir bien la talla

Es necesario que se mida adecuadamente la talla del dedo en donde se vaya a lucir. Eso sí, la medida lo mejor es que sea a primera hora del día, que es cuando están más hinchados. Para estar seguros, se deben mover hasta el final de la falange y comprobar que no nos aprietan, de tal forma que podamos girarlos, subirlos  y que se puedan bajar los hasta los nudillos sin que haya más problema en ello.

Certificados

Cuando se tengan que comprar las alianzas de boda clásicas o las originales, es bueno que vengan con un certificado de autenticidad y del quilataje. Así es como se pueden verificar las propiedades físicas de cada una de las piezas.

Solo buscar en tiendas físicas

Pensemos que para poder lucir de manera perfecta un traje de novio, solo se tiene que buscar en las redes, también es preciso el probarlo. Lo mismo que ocurre con las alianzas de los novios. El buscar en tiendas online es bueno, luego podéis acudir a las físicas para ver la pieza in situ.

Dejar que el precio sea algo prioritario

Mientras se organiza una boda es fundamental comparar los precios y estar seguro de que las distintas partidas van a ajustarse al presupuesto que se vaya a asignar a cada una y con buena relación calidad/precio.

Este aspecto hay que tenerlo en mente cuando se adquieren anillos de matrimonio, pues suele haber bastante diferencia en cuanto a los precios, por lo que si se va a por una de oro, puedes encontrar modelos que tienen nueve y dieciocho quilates, con precios de lo más variado.

Una de las razones debemos buscarlas en la pureza, mientras que unos son del 37,5%, en los segundos será de un 75%. No hablamos solo del material en sí, también hay que hacerlo del diseño. Hay que asegurarse bien de lo que se compren y no os debéis guiar por el precio.

Decidir en función de opiniones ajenas

Ni los familiares ni amigos ni el joyero profesional en el que se confíe cuando haya que comprar las alianzas, las cuales nunca van a llevarlas ellos puestas, por lo que adquiere importancia que, aunque se escuchen los consejos, la elección al final sea por parte vosotros.

Discreto en la elección

Cuando se buscan buenas alianzas para casarse, lo mejor es darse cuenta de que hay modelos que quizá son algo básicos, pero también otros mucho más elaborados. No solo hay que guiarse por el diseño que pensemos que vaya a aguantar mejor el paso de los años, hay que elegir con el corazón.

Esperamos que el artículo sea de gran interés para vosotros y en caso de que penséis que pueda ser de gran utilidad para otros amigos o familiares, no dudéis en compartirlo.

Así ya sabéis lo que no hay que hacer en esos momentos cuando se esté pensando en comprar una alianza de boda. Sin más, desearos buena suerte en la elección.

Últimas Publicaciones
¿Cómo sacar provecho al espacio bajo tus ventanas?

¿Cómo sacar provecho al espacio bajo tus ventanas?

Muchas veces, nos queda un espacio más que útil bajo nuestras ventanas que no podemos desperdiciar, y es que aunque…
Adiós a los mosquitos

Adiós a los mosquitos

Estamos inmersos en el verano y como cada año, nos visitan numerosos insectos que parecen destinados a incomodar nuestras vidas.…
Tocados para bodas

Tocados para bodas

¿El tocado es solo cosa de la madrina? Esta pregunta suele hacerse en selectos círculos de sociedad cuando se presenta…